Ideas y sugerencias de decoración


Por ahora te ofrecemos tan solo un pequeño adelanto con algunas ideas y consejos de decoración.

En breve, pondremos a tu disposición muchos más artículos que iremos actualizando y que te ayudarán a ponerte al día sobre las últimas tendencias y diseños para decorar tu hogar.

¡Ideas de decoración sencillas y actuales, ideas de decoración Tododeco!





Decora tu hogar con velas

La llegada de una nueva temporada implica transformaciones en nuestros hogares. El frío invita a una luz más tenue, los colores se suavizan y tienden a ser más cálidos. Éstas son algunas pistas que te ayudarán a adaptar sin esfuerzo la decoración de tu casa a la época más evocadora del año.

Sin duda, decorar tu casa con velas te ayudará a crear este ambiente cálido y acogedor que todos buscamos con el frío. Una manera original de colocar las velas es colocarlas en grupos. Os recomendamos que coloquéis juntas varias velas de distintos tamaños y grosores para mejorar la sensación de calidez. Existen en el mercado numerosos candelabros y posa velas que aportarán personalidad a los diferentes ambientes. Los altos darán un toque sofisticado, mientras que los más bajos pueden dar un aire más desenfadado a una estancia.

Las velas flotantes son ideales para introducirlas en un recipiente lleno de agua que, para dar mayor impacto visual, puede estar teñida con diferentes colorantes. También puedes usar velas con aromas que, al encenderlas, nos ayudarán a evadirnos y nos transportará a lugares exóticos, puros, limpios.

Un lugar para poner velas ideal para el invierno es dentro de la chimenea. Esto ayudará a que la chimenea vuelva a ser el centro de tu hogar durante este período. También podéis combinar velas de colores complementarios. Los tonos ocres, marrones, beige son perfectos para crear un ambiente propio del otoño-invierno.



Ideas para decorar el cabecero de la cama

El dormitorio es, en muchas ocasiones, el lugar de la casa donde más tiempo pasamos. Además, por lo general, suele ser el ambiente con más personalidad, el lugar de la casa donde más podemos definir cómo somos y qué nos gusta.

El elemento principal de la habitación es sin duda la cama. Así, elegir la decoración para la cabecera de nuestra cama es, sin duda, una decisión importante.

Existen muchas ideas originales para dar ese toque personal que buscas. Últimamente, está muy de moda colocar sólo en la pared del cabecero de tu cama un papel de pared o un fotomural atractivo, colorido, acorde con tu forma de ser y con tu estilo. Otra opción es colocar lienzos, pinturas o cuadros a juego con tu colcha, que aportarán también ese toque único y particular. O, quizás, colocar una fotografía impactante o un conjunto de fotografías personales.

Otra posibilidad es colocar algún vinilo con un diseño recurrente, aportar un pequeño detalle que marque la diferencia: una flor, una silueta o una frase divertida.

Debes pensar muy bien en la combinación de colores. Además, elegir colores demasiados llamativos puede llegar a aburrirte a la larga. Hay quienes optan por dejar las paredes lisas o del mismo color que el resto del cuarto y colocan un cabecero de cama de hierro forjado, de madera o de tela. Estos elementos darán un toque más rústico y tradicional a tu cuarto.

Antes de comenzar a pensar en el cabecero de la cama, te recomendamos que primero pienses bien en el estilo. ¡Elige colores suaves, que no pasen de moda, ya que es una habitación donde al final del día siempre irás a descansar!



Ideas para decorar una mesa

A la hora de decorar una mesa no se debe recargar demasiado con ornamentos y otros elementos de decoración que puedan estorbar más que adornar. Sin embargo, pequeños detalles o elementos elegidos con buen gusto, pueden aportar ese toque diferente y de distinción en la mesa.

No existen reglas básicas en cuanto a la decoración de las mesas. Sin embargo, debes tener presente los siguientes puntos:

- Los elementos decorativos no deben ser demasiado voluminosos.
- Que esos adornos permitan que los comensales puedan verse de un lado a otro.
- Conocer bien las dimensiones de la mesa para decorarla con ornamentos proporcionales a esa medida.

Entre los elementos más utilizados para la ornamentación de mesas se encuentran los floreros. Existen floreros de las formas más variopintas. Elige centros acorde con el tamaño de la mesa a decorar. Elige siempre elementos que vayan con el estilo de tu hogar. Si tu casa es más clásica, te puedes decantar por floreros transparentes, con formas sencillas y elegantes y coloca en él una única flor colorida. En cambio, si tu estilo es más atrevido, existen numerosos floreros con colores sorprendentes y con materiales muy actuales.

También puedes optar por centros de mesas abiertos (forma de plato) en materiales más clásicos: madera, cristal o hierro. Existen diseños muy elegantes y bonitos. Si es así, coloca sólo la fuente o, a lo más, pequeños detalles como pequeñas bolas decorativas o flores artificiales sin tallos.

En cuanto a las flores, si éstas son naturales, te recomendamos que te decantes por flores de estación, que suelen ser más frescas y suelen durar más.

Los candelabros y las velas son otros de los elementos más recurrentes. Para ambientes más selectos, puedes atreverte con un candelabro más barroco (ojo, sólo un candelabro, no se trata de recargar). Sin embargo, si tu hogar destaca por la sencillez y la naturalidad, emplea un posa velas minimalista, de líneas rectas, donde realmente la vela sea la gran protagonista.



El significado de los colores

A la hora de elegir los colores para decorar tu casa debes tener en cuenta las sensaciones que éstos transmiten. Son muchos los estudios que demuestran que los colores realmente tienen un efecto en los seres humanos. Por ello, te recomendamos que elijas como colores predominantes tonalidades que inviten al descanso.

Así, los colores tibios asociados al fuego (marrón, rojo, naranja y amarillo) desprenden calidez y tibieza. Es una buena opción para salones y zonas de relax. El amarillo dorado deja una sensación perdurable y fuerte. Se suele combinar con marrones oscuros y verdes, que también se consideran colores fuertes, dramáticos. Dan expresividad.

Tonos sutiles de verdes y grises se asocian a la naturalidad y los tonos tenues de violeta, verde, azul y gris dan sensación de frescura y serenidad. Son colores más neutros que se combinan con colores de expresión más fuerte para conseguir carácter y personalidad.

Los rojos, amarillos, naranjas y morados más vivos aportan inquietud y energía. Abren el apetito y son ideales para el comedor.

El blanco da sensación de amplitud. Es perfecto para habitaciones pequeñas cuando se combina con algún detalle en colores más vivos.

No cabe duda que la elección de los colores de las paredes es una parte esencial de la decoración. Los colores aportarán personalidad a tu hogar, darán expresividad. Una buena combinación de colores en las paredes será un punto de partida básico para lograr una decoración armónica y personal.



Los tejidos en la decoración de tu hogar

Los tejidos son elementos ideales para hacer de un hogar un ambiente cálido y acogedor. Si quieres darle a tu casa un toque más invernal, la lana es un material muy recurrente. Así, pufs de punto suaves, mantas de lana y cojines confortables proporcionan calidez y suavidad a un interior.

Las alfombras son otros de los elementos típicos del invierno. Existen numerosos materiales que ayudan a proporcionar aislamiento térmico. También existen numerosas formas y grosores. Ten presente el estilo que tiene la habitación donde la vas a colocar, ya que una alfombra que choque con el estilo creará sensación de caos.

Otro elemento a tener en cuenta a la hora de elegir una alfombra es si el material es resistente ante la suciedad. Si tienes niños, te recomendamos que no te decantes por colores claros que se ensucian rápidamente. Elige tonalidades que aporten un toque de color, pero siempre acorde con el estilo de la habitación.

Colocar plaids en sofás y camas también puede ayudarnos a crear un ambiente más invernal. Elige plaids que resalten con el color de tu sofá o cama y de materiales suaves que inviten al descanso y al relax. Colocar cojines y plaids a juego es un elemento decorativo que está de actualidad y que puede ayudar a crear un estilo armónico y equilibrado.



Renovar la cocina

Quizás la cocina deba ser, dentro de la casa, el elemento más práctico, útil y confortable. La decoración debe ir siempre supeditada a la funcionalidad. Sin embargo, la funcionalidad y la decoración no siempre tienen que estar reñidas.

Si tu cocina es pequeña, te aconsejamos que emplees colores claros, que aportará luminosidad y dará sensación de amplitud. Los muebles de colores lacados brillantes y los aceros están muy de actualidad y aportarán ese aire actual y renovador que buscas.

También está muy de moda pintar las paredes de la cocina en blanco o beige y colocar muebles de colores más vivos como rojos, morados o, incluso, los verdes y naranja, que están tan en boga últimamente.

Hoy en día existen mobiliarios de cocina muy originales, sin embargo, nunca hay que olvidar la funcionalidad. Elige modelos que te permitan guardar y almacenar gran cantidad de productos. La mejor sensación que puede dar una cocina es, quizás, la de amplitud, limpieza y sencillez, de ahí que cuanto menos elementos tengamos encima de la encimera o barra de la cocina mucho mejor.

La iluminación es otra de las cuestiones fundamentales en cuanto a decoración de cocinas se refiere. La iluminación indirecta puede dar un toque muy original. La cocina precisa de luz en los diferentes puntos y es fácil colocar algún fluorescente debajo o encima de algunos muebles. Ésta puede ser una solución fácil y sencilla que aportará resultados muy originales.

La cocina conforma una parte importantísima de la casa. De hecho, cada vez es más frecuente encontrar cocinas americanas o cocinas abiertas al salón o al comedor. En estos casos es importante que el fregadero no se pueda ver desde el salón/comedor, ya que de otra manera, si se deja vajilla en el fregadero, da la sensación de que toda la casa está desordenada.



Decorar la habitación de los niños

Si hay algo que preocupa a los padres es sin duda la decoración de la habitación de sus hijos. Si siempre tendemos a no descuidar el más mínimo detalle, esto se maximiza cuando hablamos de la decoración del cuarto de nuestros hijos.

Tradicionalmente se ha empleado como tono dominante el color rosa para las niñas y el azul para las habitaciones de los niños. Sin embargo, hoy día se tiende a emplear otros colores como el amarillo, el verde y todo tipo de colores pasteles indistintamente si se trata de un niño o una niña. Eso sí, te aconsejamos que emplees colores apagados que inviten a la relajación y al bienestar.

Para las paredes existen un sinfín de posibilidades: pintarlas de colores, pegatinas, cenefas de papel, cenefas pintadas, etc. Los dibujos con animales siguen siendo uno de los motivos más empleados para la decoración infantil.

Un motivo muy actual y recurrente es la colocación de vinilos decorativos con fragmentos de canciones infantiles. ¡Seguro que les encantan a los más pequeños de la casa! Otra posibilidad es utilizar plantillas decorativas y distribuir un dibujo original alrededor de la habitación. Los motivos de dibujos animados son siempre recurrentes, pero recuerda que a veces pasan rápido de moda.

En cuanto a las cortinas, éstas dependerán de las ventanas que tenga el cuarto y de la luz, pero siempre quedan bien cortinas discretas que combinen con la tonalidad dominante del cuarto.

Para los muebles, te aconsejamos que al inicio no compres más de lo necesario, ya que a medida que los niños van creciendo, éstos irán teniendo nuevas necesidades y precisarán de nuevos muebles. ¡Piensa siempre en mobiliario útil, que no tenga una caducidad a muy corto plazo!



Elegir los colores del sofa

La elección del color del sofá es siempre una decisión importante, ya que es el elemento rey dentro de cualquier salón. Por supuesto que la elección de un color u otro dependerá de los gustos, moda, etc. Sin embargo, también debes pensar en otras cuestiones importantes para decantarse por un estampado u otro.

Así, el tamaño del salón y del sofá es una cuestión a tener en cuenta antes de tomar una decisión. Si el salón es pequeño y el sofá es grande, decántate por colores oscuros y tonos lisos para que pase un poco desapercibido. En un salón pintado en colores de tonos más claros con sofá o sillón pequeño, una paleta de colores vivos en el sofá te ayudará a dar expresión y personalidad al ambiente.

En general, los sofás grandes hacen que las telas estampadas con motivos florales luzcan, pero es mejor colocarlos en salones grandes. Los tonos vivos en este caso también son una buena opción si el color predominante en el salón es un color neutro. En cambio, si decidimos usar algún color llamativo para nuestras paredes, los colores más claros y neutros serán la mejor opción para el sofá.

Antes de comprar, piensa también en los materiales. Asegúrate que se pueden lavar fácilmente y que utilizas colores sufridos para un uso diario. Tampoco olvides la comodidad, ¡al fin al cabo, es lo más importante!



La decoracion del comedor

El comedor debe ser un lugar de la casa que invite a disfrutar con la familia y amigos. El elemento principal de todo comedor es la mesa y sus sillas. Una buena idea es colocar una mesa extensible, que haga cómodo el deambular por el comedor y que permita tener espacio cuando no se esté utilizando. Pero también, que permita compartir comidas o cenas con un número amplio de comensales.

En cuanto a las sillas, es muy importante que éstas sean cómodas y ergonómicas. En función del estilo de tu casa, elige la mesa y las sillas a juego. Así, si tu casa es clásica, la madera conjugará perfectamente en tu comedor. Para ambientes y casas de estilo más actual, busca mesas y sillas de algún color. El blanco y el negro son de los colores más de moda.

Resulta cómodo también disponer de algún armario pequeño donde puedas colocar la vajilla y las copas. Si éstas son especiales, puedes colocar un mueble con puertas de cristal, que permitan mostrar tus joyas. Si no, puedes colocar puertas de tonalidades parecidas o que contrasten sin perder nunca la armonía con el resto del comedor.

El comedor puede ser una estancia independiente o puede ir unido a la cocina o al salón en función de la distribución de cada hogar. Sin embargo, te recomendaríamos que siempre marques la distinción. Para ello, te puede ayudar colocar algún separador de espacio que te permita delimitar la zona del comedor y que aporte una nota original en él.



Ideas para separar espacios

Saber separar espacios es una tarea importante dentro del interiorismo. Una casa mal distribuida dará la sensación de desorden y caos. De ahí, que sea importante emplear elementos que nos sirvan para delimitar zonas. Esto se acentúa si estamos en apartamentos de un único ambiente.

En la actualidad existen numerosos elementos que nos pueden ayudar a establecer esta delimitación. La cortina es un elemento tradicional que se suele usar para este cometido. Existen cortinas de los más diversos materiales y de formas muy actuales, que pueden servir para separar una habitación de otra.

A veces, se puede emplear un macetero o la unión de diversos maceteros para separar o marcar el espacio. Ésta es una buena opción muy recurrente para lugares diáfanos y pequeños, ya que separa sin perder la visibilidad del conjunto. Incluso podemos utilizar muebles, lámparas de pie y otros elementos de suelo de menor volumen, para marcar una separación de zonas en una habitación en la que se desarrollen dos o más actividades diferentes.

Los biombos o mamparas son otras de las opciones. Existen todos tipos de diseños: coloridos, clásicos, con figuras geométricas, con fotografías… Normalmente este tipo de separadores se suelen utilizarse para crear un rincón que requiera de mayor intimidad o recogimiento dentro de una estancia más grande, como por ejemplo para marcar una entrada de una casa y separarla del salón.

También se puede optar por realizar una separación del espacio de manera visual y no física. Una idea bastante útil suele ser la de emplear colores distintos para cada zona o diferentes estilos decorativos.

Así, recomendamos que establezcas un orden dentro de cada ambiente, que marques, aunque sea de manera sutil, los diferentes espacios en función de la utilidad o del uso que se le da a cada espacio. ¡Esto te servirá para mantener una coherencia estética en tu hogar!



Elegir los colores para tu salon

Si en tu salón predominan los tonos neutros y estás ya cansado de la monotonía, prueba a cambiar, dale colorido. Actualmente está muy de moda pintar una pared de un tono diferente a las demás. Por lo general, debe ser un color intenso, que destaque, aporte personalidad y carácter a la estancia.

También está en boga diferenciar una pared colocando un papel de pared. Existen papeles de pared muy resistentes y con colores y relieves diferentes que darán un toque muy original allí donde lo coloques.

Para completar la decoración añade detalles y complementos en la misma gama de color, como cojines, algún plaid o elementos decorativos en mesas y estanterías que conjuguen bien con el color elegido.

Ya verás como tu salón cobra vida y resulta mucho más alegre. Ahora eso sí, tampoco te aconsejamos que emplees colores demasiados vivos para pintar todas las paredes de tu salón, ya que a veces puedes cansarte de tanto color y el salón es una de las estancias de tu hogar donde más confortable te debes sentir.

Utiliza colores atemporales como color predominante (que no sean demasiado veraniegos ni invernales), que inviten a la relajación y al bienestar, como tonos azulados, verdes o incluso alguna gama de amarillo más apagada, y deja los colores más vivos para los detalles que van a complementar ese color predominante.